Marcas que no salen de tu mente

Cuando la gente escucha el nombre de una marca, traen a su mente una serie de impresiones que influencian en cómo piensan y cómo compran. Esos pensamientos son los que definen una marca.

La marca es todo aquello que experimentan las personas cuando entran en contacto con un producto o servicio.

Los clientes valoran la experiencia de cada interacción en cada dimensión:

• Logro: Si el cliente es capaz de conseguir los objetivos/beneficios que tiene en cada momento.

• Esfuerzo: Si al cliente le cuesta mucho o poco obtener los beneficios.

• Emociones: Cómo se sienten en cada una de esas interacciones.

Las marcas viven en la mente de los consumidores como resultado de las huellas que dejan los encuentros con los nombres, logotipos, mensajes de marketing y todo lo demás que la gente ve o escucha sobre los negocios.

¿Cómo manejar una marca?

1. Delimitar qué hace la empresa y si lo puede hacer mejor que otra que ofrece lo mismo.

2. Plantearse qué es lo que la gente tiene que pensar al escuchar el nombre de la marca.

3. Pensar en las palabras que queremos que la gente utilice cuando definan el negocio.

4. Determinar las ventajas que se pretende que la gente asocie al negocio. Ayudará a definir los mensajes a comunicar (comunicación externa).

5. Definir la marca, analizándola desde la perspectiva de un consumidor y reflexionar: qué es lo que la gente dice y piensa de un negocio o producto, por qué eligen y repiten una y otra vez y cómo definirían ellos la marca.

7 razones por las que compramos en base a la marca:

1. Paz Mental:
Los consumidores quieren confort y felicidad en sus vidas, y lo obtienen en parte a través de los productos que compran.

2. Las marcas te ahorran tiempo al decidir
Pero para lograr que un cliente busque una marca, dicha marca habrá tenido que posicionarse en la mente de los usuarios como confiable.

3. Las marcas crean diferenciación
Lograr hacer que la marca de tu empresa se vea moderna y ágil.

4. Las marcas proveen seguridad
Las marcas ofrecen seguridad y reducen el riesgo de decepción.

5. Las marcas aportan valor
Los productos con una marca diseñada generan más ingresos para sus empresas al comandar precios premium.

6. Las marcas dicen quiénes somos
Las marcas que usamos hacen una declaración sobre quiénes somos y quiénes queremos ser. La gente se apega emocionalmente a las marcas que usan y las ve como parte de su propia imagen.

7. Las marcas le dan a los usuarios una razón para compartir
En nuestro mundo cada vez más social, tenemos más oportunidades que nunca de difundir el beneficio de nuestras experiencias. Las marcas fuertes dan a los consumidores una razón para compartir sus experiencias.

La idea de “marca” en términos de percepción, comienza y termina con lo que la gente piensa o, más exactamente, lo que una marca puede inspirar a la gente a pensar.